Columnas

Life style
28.12.2017
Las Mascotas, el desarrollo humano y la salud
Mantener un estado de vida saludable
28.12.2017
Centro Cultura Animal
Por: Centro Cultura Animal
ccanimal.info@gmail.com
Las Mascotas, el desarrollo humano y la salud

Unas de los retos más comunes en la actualidad es el mantener un estado de vida saludable. Es muy común la oferta creciente de opciones en alimentación saludable pero también la idea y el concepto de salud ha tomado un nuevo giro y ahora no sólo la alimentación, la prevención y ausencia de enfermedades son consideradas dentro de la ecuación de lo que compone un estado de bienestar general.

Un estado mental tranquilo y emociones canalizadas de forma correcta son nuevas variables que debemos considerar para tener un estado de salud óptima y según especialistas,  sostenible a largo plazo  para asegurar un estado general de bienestar completo. La ciencia se ha adaptado a estas variantes de nuevas formas de generar salud y se ha dado la tarea de analizar y discutir el impacto  que pueden representar estas nuevas posibilidades.

 La ciencia nos confirma que los pensamientos y las emociones son los que realmente definen el rumbo de la vida humana, recientemente el premio Nobel de economía, Richard Thaler nos confirma que la conducta del ser humano es el principal motor hasta para el movimiento de los mercados y las Naciones.

En medicina, últimamente hemos visto que las técnicas de concentración mental, la atención plena o el simple manejo de la respiración han tenido relevancia para la ciencia y han encontrado en este tipo de actividades grandes beneficios para el bienestar humano.

Yendo hacia el campo de las mascotas se han encontrado resultados interesantes y emocionantes, que representa un reto para la medicina el seguir descubriendo y confirmando los beneficios que representan la convivencia de los animales domésticos en la vida humana.

 

Bien sabemos cómo la compañía de perros y gatos en los niños son de gran ayuda y utilidad para su desarrollo cognitivo y sensorial, además de la creación de valores como la responsabilidad y el cuidado a temprana edad. En los adultos, los niveles de ansiedad y de estrés se reducen cuando nos permitimos tener dentro de un día ajetreado el tiempo para acariciar y acompañarnos por nuestros amigos peludos, ya sea un perro o un gato.

Más específicamente estudios holísticos nos comparten que en el caso de los gatos, el sonido del ronroneo puede generar sensación de bienestar, reducir el ritmo cardíaco y en general tener un estado y sensación de tranquilidad y paz. Lejos de lo que se creía hace varios años, la ciencia nos sorprende cada vez más en cuanto a los beneficios de compartir la vida con estos bellos seres. Poco a poco el mito de que estos animales era solo para compañía de mujeres solitarias, nos han demostrado que son capaces de ser parte de familias de todo tipo y de todos los tamaños.

Estaremos pendientes, porque al parecer la ciencia, las emociones humanas y las mascotas están cada vez más cercanas para darnos a conocer que la vida puede ser siempre mejor, más bella y placentera al tener una convivencia más cercana, más saludable y más amorosa con animales domésticos. Todo lo anterior, representa un gran escenario para extender el cuidado y el avance hacia los derechos de los animales, su protección y la protección. Además de la posibilidad de que la vida humana sea completa, más amplia y con la posibilidad de experiencias más placenteras y felices para el desarrollo de los humanos dentro de un futuro sostenible, dentro de una nueva ética en las cuales incluya al humano, a la naturaleza y todo lo que coexiste en ella.