Columnas

Topicality
25.01.2018
¿Qué pasó con La Fayette?
Av. Chapultepec
25.01.2018
¿Qué pasó con La Fayette?

Originalmente conocida como La Fayette, en 1948, ahora conocida como Av. Chapultepec, contenida entre Av. México y Av. Washington, es una gran obra del arquitecto Julio de La Peña. Pensada como una gran avenida con un espacio central dedicado al espacio público; área para la contemplación, la generación de dinámica social, un espacio familiar de convivencia, rodeado de gran arbolado, elementos de agua y espacios verdes, disfrutar la sencillez de una sombra natural. Un paseo peatonal rodeado de esculturas con fuerte identidad histórica. 

En esta columna ciudadana hago la siguiente pregunta, ¿Qué le ha sucedido a este gran espacio en los últimos años? Desgraciadamente ha sido mutilado por el incremento comercial en la zona y las grandes compañías “des-arrolladoras”, haciendo de este espacio un área de degustación de micheladas y espacios decadentes.

La avenida no cuenta con ninguna regulación de imagen urbana, siendo polígono histórico, lo cual es lamentable. Uno puede apreciar letreros de todo tipo, luminosos, acrílicos, metálicos, es triste como un espacio tan importante para la ciudad decaiga en tan poco tiempo.

Podemos rescatar los sábados en los que se montan pintores y artistas a exponer su trabajo, y algunos eventos de conciertos al aire libre, es en esos pequeños instantes, donde uno recupera ese sentido de paseo y disfrute del espacio público, pero es un destello dentro de un gran caos.

La avenida es un claro reflejo de la mala planeación de ciudad de Guadalajara, se exhibe perfectamente en este pequeño espacio de 11 cruceros. Los comercios que contienen la avenida en su gran mayoría, contribuyen a una contaminación visual y auditiva impresionante, es tierra de nadie.

El transporte público hace paradas donde se les ocurre y los camiones de proveedores de los bares se estacionan en plena avenida sin pena. Y desgraciadamente, a esto se le tiene que sumar el intenso incremento de violencia e inseguridad en la zona, que desgraciadamente la han convertido en una de las colonias con mayores robos en la ZMG.

Yo transito la zona con gran frecuencia y es desgarrador conocer las historias de los vecinos, que en su gran mayoría han sufrido algún tipo de incidente violento. Esperemos que el gobierno y las autoridades, de la mano de los ciudadanos, se preocupen por recuperar tan importantes espacios en la ciudad, que no se entreguen a comerciantes devoradores y desarrolladores corruptos, que no ven por el bien de la ciudad sino por el bien de su propio bolsillo. 

Fotos: elinformador.com